¿Qué es eso del crowdfunding?

Leave a Comment
Microfinanciación colectiva, micromecenazgo, financiación colectiva, en masa o por suscripción… lo podréis ver escrito de mil maneras, aunque la palabra inglesa crowdfunding es la que ha ganado por popularidad y casi siempre la veréis escrita de este modo.
Algunos ya sabréis de qué va ésto e incluso puede que hayáis aportado vuestro granito de arena para que algún proyecto salga adelante. Otros, habréis escuchado esta palabreja tan de moda cientos de veces pero aún nadie os ha explicado en qué consiste. Y para algún despistado, los menos, será la primera vez que la escuchéis.
Una explicación rápida y sencilla para este concepto sería la de una forma en la que proyectos que necesitan financiación obtienen recursos a través de pequeñas aportaciones realizadas por una multitud de personas (llamadas mecenas), a través de internet, de forma anónima y sin conocerse entre ellos ni tener que ponerse de acuerdo o coordinarse. Con la suma de todas las aportaciones se obtiene financiación para que se hagan realidad estos proyectos y los mecenas reciben recompensas exclusivas por haber apoyado a que se hagan realidad.
Siempre hay una pregunta que todo el mundo se hace cuando entiende por primera vez este concepto,¿qué ocurre si el proyecto no consigue el dinero solicitado para que se haga realidad? La respuesta es ¡Nada! No pasa nada, el dinero solo es cobrado al mecenas cuando el proyecto alcance la cifra para que se haga realidad. El proyecto no se llevará a cabo si no alcanza esta cifra, pero tampoco pierde nadie su dinero. Es una forma de apoyar sueños solo cuando son posibles, ¡es fantástico!
Este modelo se ha expandido por todo el mundo gracias a las posibilidades que ofrece Internet, y en la actualidad está teniendo un gran crecimiento y aceptación en nuestro país.
El crowdfunding puede ser usado para infinidad de propósitos. A continuación podréis ver algunas campañas exitosas en diferentes plataformas de crowdfunding especializadas:
Cantantes que buscan el apoyo de sus seguidores para lanzar su nuevo disco:

El cantante Jero Romero consiguió 18.320 € de los 10.500 € que necesitaba para poder grabar su nuevo disco, de forma independiente con el único apoyo de la mejor productora: sus fans. Como describió en la campaña, este dinero fue destinado al pago del alquiler del estudio, a la masterización y a fabricar discos y vinilos que han sido destinados a sus mecenas.
Rodajes de películas, convirtiéndonos en productores:
image

La película “El Cosmonauta” ha sido producida por 4.500 productores, 4.500 personas anónimas hicieron posible la realización de este proyecto.
El record mundial del crowdfuding lo tiene este “Reloj”:
image
Con una financiación necesaria de 68.929 $ Pebble -ese es su nombre- alcanzó la cifra de ¡10.266.845 $! Ya es una realidad, sus mecenas obtuvieron a cambio de su aportación este reloj y ahora cualquiera puede adquirirlos en su web getpebble.com.
Esto son algunos ejemplos de como diseños, productos y proyectos han sido posibles gracias al crowdfuding. En otra ocasión trataremos otros proyectos de tipo social como el apoyo a familias desfavorecidas, campañas a favor de los derechos humanos, financiación a empresas en apuros o convertirte en accionista de empresas que están naciendo.
¿Has participado en la financiación a través del crowdfunding en algún proyecto? ¿Conoces más casos de éxito? Puedes responder a esta entrada y seguiremos hablando sobre este apasionante tema.